NOVIEMBRE VOLVIÓ A MARCAR UN RETROCESO EN LOS PRECIOS DE LA HACIENDA EN PIE

Continuando con la tendencia de los últimos meses, la hacienda en pie volvió a caer en noviembre. Esta vez se depreció un 3,73 % y cada vez pierde mayor terreno respecto de la inflación que no deja de crecer. La sequía, una mayor cantidad de animales en plaza para la época y un poder adquisitivo en retroceso, son algunos de los factores que siguen conspirando para la recuperación de los precios.

La Federación de Asociaciones Rurales de Entre Ríos (FARER) dio a conocer los datos correspondientes al mes de noviembre que hacen las veces de referencia de los precios de la hacienda en pie. Los mismos son el reflejo de los remates que las firmas consignatarias realizan en las distintas sociedades rurales entrerrianas.

Al igual que los meses anteriores, las plazas ganaderas no logran repuntar, en una espiral a la baja que preocupa y que aleja al ganado bovino de la realidad. Noviembre no sacó los pies del plato en relación a lo que se veía viendo en los remates entrerrianos: precios estancados, poca demanda carnicera, sobreoferta de animales livianos y una sequía que lejos de aflojar, recrudece.

De este modo, las categorías que más profundizaron su mal momento fueron vaquillonas (- 16,05 %); vacas con cría (- 6,51 %); terneras entre 190 y 240 kilos (- 6,25 %); vacas conserva (- 6,14 %); terneras entre 150 y 180 kilos (- 4,77 %) y novillitos (- 4,66 %). En tanto, luego de que octubre macara una leve recuperación, el precio del novillo volvió a caer un 0,94 %, al tiempo que las únicas categorías que lograron romper la pendiente a la baja fueron las vacas (+ 3,49 %) y los toros (+ 0,17 %).

Desde FARER sostuvieron que “estos datos marcan claramente que la ganadería es ajena a la inflación. Este hecho debiera quedar bien claro ahora, ya que cuando haya un reacomodamiento de precios y la hacienda pegue un salto lógico y necesario, no debiera haber lugar para el asombro ni para interpretaciones malintencionadas que culpen al campo de los altos índices resultantes. Hoy la hacienda observa un desacople enorme con los precios reales que en algún momento deberán empardarse”, explicaron.

Cabe remarcar que FARER es la entidad gremial más representativa del ámbito agropecuario entrerriano, ya que reúne a las rurales de Gualeguay, Victoria, Gualeguaychú, Villaguay, Hasenkamp, Chajarí, Colón, La Paz, C. del Uruguay, Feliciano, Maciá, Concordia, María Grande, Federación, Tala, Nogoyá y Federal; siendo Confederaciones Rurales Argentinas (CRA) quien la nuclea junto a otras 15 Federaciones a nivel nacional.

En síntesis, los precios promedios que arrojaron los remates en la provincia de Entre Ríos en el mes de noviembre de 2022 fueron los siguientes:

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *