EL PRIMER PARTIDO DE LA SERIE POR LA PERMANENCIA FUE PARA REGATAS

Por el primer partido de la serie por la permanencia, Regatas ganó un partido muy apasionante y parejo ante Peñarol por 73-67. El goleador de la noche fue Guido Dellavedova con 33 puntos.

Un encuentro que prometía ser apasionante, parejo y de mucho nerviosismo, con dos equipos que venían de caer en los PlayOffs (Regatas ante Ferrocarril – Peñarol ante Neptunia), ya sin chances de jugar la Liga Federal 2023, pero que querían cerrar el año dándole una alegría a su gente.

En el comienzo del partido Regatas fue avasallante y entró decidido a ganar. Un 10-0 parcial que obligaba a Panizza a pedir tiempo muerto para enfriar un poco a los locales y despertar a sus dirigidos. Al regreso del minuto, los de Rosario del Tala iban a abrir el marcador con un doble de su pivot, Cerone. Pero no pasaría mucho más que eso en ese aro. Los diez primeros minutos fueron todo del local y el tanteador lo demostraba, 19-7.

El segundo cuarto mandaba a la línea a Dellavedova, por una falta técnica cobrada en contra de Bros que le protestó a los jueces de la noche. Saca el Tricolor desde mitad de cancha, pérdida de balón y el contraataque es perfecto de Agustín Suárez que no solo marca un doble sino que saca una falta y convierte una jugada de tres puntos.
A partir de allí, Peñarol se iba a despertar provocando varias pérdidas en el Celeste, con muy buenas defensas y de esa manera, lograba concretar varias jugadas importantes y obligaría a Burgos a ser quien, esta vez, pida tiempo muerto para acomodar las piezas.
Echazarreta iba a ser clave en la remontada de la visita, con dos triples consecutivos y una exquisita tapa en defensa y ya acumulaba 12 puntos en el partido habiendo jugado solo y minutos. Si bien terminarían mejor en el juego, Regatas sería quien se iba al descanso largo con una buena ventaja a su favor. 35-27.

El inicio del complemento tuvo como protagonista principal al Tricolor, que levantó la cabeza, se despertó y se adueñó del partido. Logrando achicar la diferencia a solo un punto. Pero Regatas una vez más, con un Rausch y Dellavedova como figuras, seguía manteniendo el partido a su favor. Y culminaría un cuarto muy parejo, 50-44.

Ahora si, no habría más margen de error. En estos últimos diez minutos se definiría la historia. Y Peñarol comenzaba con todo a su favor, se ponía a un punto nuevamente y ahí estaba Rausch que con un triple desde la esquina levantaba a todo la gente que estaba en el Juan José Garro e ilusionaba a los hinchas de una victoria más que importante. De la misma manera respondía Baridon y ahora los que se levantaban de las tribunas eran los simpatizantes que viajaron desde Rosario del Tala para bancar a los suyos.

Final más que parejo. Restaban solo 3 minutos del tiempo reglamentario y el partido estaba a favor de los dirigidos por Burgos 63-60. Lluvia de triples en el Garro en ambos aros y todo era fiesta porque ambas parcialidades sabían que cualquiera podía quedarse con la victoria esta noche. Pero Regatas, en su casa, con su gente, supo cerrarlo mejor y logró poner la serie 1-0 a su favor. Ganando 73-67. Ahora, el próximo viernes, se puede definir todo en El Gigante de Rosario del Tala.

Fuente y fotos: Prensa Regatas Uruguay

Juliana Garnier
DIRECTORA DE COMUNICACIÓN INSTITUCIONAL
CLUB REGATAS URUGUAY

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *